Renting vs. Leasing: ¿cuál es la mejor elección?

En el mundo de la compra de vehículos, las opciones tradicionales están dejando paso a alternativas más flexibles que ofrecen ventajas que la adquisición convencional no puede igualar. Inicialmente diseñados para empresas, el renting y el leasing han ganado popularidad entre los particulares, brindando a los consumidores más opciones y flexibilidad.

Cada una de estas formas de alquiler a largo plazo tiene sus ventajas y desventajas, y la elección entre ellas dependerá en última instancia de las necesidades y expectativas de cada usuario, especialmente si se contempla la posibilidad de ser dueño del vehículo a largo plazo. Es por ello, que hoy, en este post de Autos Rivada, vamos a explicar de la mejor manera que podamos las diferencias entre leasing y un servicio de renting.

 

Renting o Leasing de segunda mano

 

¿Qué significa alquilar un coche en Renting?

El renting es un tipo de alquiler a medio y largo plazo, generalmente de tres a cinco años, en el cual una compañía propietaria del vehículo lo arrienda al usuario a cambio de una cuota mensual. Con esta opción, se pueden disfrutar de las comodidades de tener un coche propio, pero sin la carga de la propiedad y los costos asociados, ni de impuestos, ni de seguros y menos, del taller mecánico.

¿Qué implica tener un coche en Leasing?

El leasing, por otro lado, también es un arrendamiento a medio y largo plazo, pero con la particularidad de ofrecer la opción de compra al finalizar el contrato. En este caso, el cliente debe pagar una cuota inicial y otra mensual, además de hacerse cargo de los costos de mantenimiento del vehículo.

Diferencias clave entre Renting y Leasing de vehículos

La diferencia más destacada entre estas dos opciones radica en la propiedad del vehículo. En el caso del renting, la compañía de alquiler proporciona el automóvil y se encarga de todos los costos asociados, incluyendo impuestos, mantenimiento, averías, seguro y asistencia en carretera. Sin embargo, la propiedad del coche sigue en manos de la empresa de renting, como podría ser el caso, de Autos Rivada.

Por otro lado, en el contrato de leasing, el cliente asume todos los derechos y responsabilidades como si fuera el dueño del vehículo, aunque la cláusula de compra final es una posibilidad. El leasing ofrece la oportunidad de adquirir el vehículo al finalizar el contrato, y el usuario puede optar por renovar o cambiar de coche.

Otra diferencia significativa está en la formalización del contrato. Mientras que en el renting se basa en un acuerdo mutuo entre ambas partes, en el leasing se requiere la intervención de una entidad financiera para su formalización.

¿Quién puede optar por Renting o Leasing?

En el pasado, se creía que el renting era más adecuado para particulares y el leasing para empresas, ya que la regulación limitaba el uso del vehículo arrendado a fines comerciales. Sin embargo, en la actualidad, el leasing también está disponible para particulares.

Por otro lado, el leasing se considera un método de financiación que figura en los activos y pasivos de una empresa, lo que permite deducir fiscalmente las cuotas mensuales.

¿Es mejor renting o leasing de coches?

 

La elección inteligente entre Renting y Leasing

La elección entre renting y leasing se basa en una serie de factores, además de las diferencias mencionadas. Si el aspecto financiero es una prioridad y se busca minimizar la inversión en el automóvil, el renting es la opción más adecuada, ya que incluye todos los gastos de mantenimiento. El conductor solo se haría cargo de los costos de combustible y multas. Además, el renting alivia la carga de gestionar impuestos y seguros, porque la empresa de alquiler se encarga de estos aspectos.

En cambio, si se busca la propiedad del vehículo, el leasing es la opción preferible. Sin embargo, esto implica asumir los gastos de mantenimiento, reparaciones y asistencia en carretera. El leasing es más beneficioso cuando se planea mantener el coche durante un período prolongado, generalmente a partir de los 10 años.

Por último, si se valora la posibilidad de cambiar de vehículo con frecuencia para disfrutar de las últimas innovaciones en seguridad, tecnología o etiquetas medioambientales, el renting se presenta como la elección más ventajosa.

En última instancia, la elección entre renting y leasing dependerá de las necesidades individuales y las preferencias personales de cada usuario. Ambas opciones ofrecen beneficios, y la decisión debe basarse en una evaluación cuidadosa de las circunstancias y objetivos personales.

 

Renting Vs Leasing en vehículos de ocasión

 

Consigue un renting a tu medida en Pontevedra y Vigo

En Autos Rivada contamos con un amplio stock de coches de renting para particulares. Todo ellos han sido revisados por nuestros mecánicos especializados, visítanos en nuestro concesionario o deja una petición en la ficha de cada automóvil.